Contáctenos:
+46 33-23 79 00
Nuestro personal de ventas puede ayudarle con su pedido y brindarle asistencia técnica. Horario de atención 7 a.m. – 4 p.m.

Boquillas de soplado

En aplicaciones industriales es común utilizar el soplado con aire comprimido para limpiar, secar, enfriar, clasificar o transportar objetos. Lo que muchos no consideran es que cuesta mucho operarlos. En promedio, 70% del aire comprimido es utilizado para soplado. El soplado también causa un ruido dañino.

Elegir la boquilla adecuada requiere de habilidad y experiencia. En Silvent la tenemos. También contamos con el surtido de boquillas más amplio del mercado. Esta combinación nos permite ayudar a nuestros clientes a resolver sus problemas de soplado, por ejemplo, debido a un pobre efecto de soplado, una operación costosa o fuertes ruido.

Todas las boquillas de soplado Silvent tienen la combinación óptima de alta potencia de soplado, bajo consumo energético y bajo nivel sonoro.

 

Soplado con aire comprimido

El soplado con aire comprimido es muy común en la industria. Con frecuencia no se concede gran importancia a los tubos que se instalan cuando existe la necesidad de soplado. La dimensión de los tubos puede variar entre un milímetro y una pulgada de diámetro. También es común doblar y formar el tubo a escape libre para obtener el ángulo y cono de soplado que se desea. El soplado con aire comprimido tiene muchas aplicaciones importantes, como:

  • Limpieza
  • Secado
  • Refrigeración
  • Traslado
  • Clasificación

 

Los problemas

Por regla general la instalación no va precedida de un dimensionamiento técnico y, puesto que los conocimientos del soplado con aire comprimido suelen ser muy limitados, la eficacia es deficiente. No obstante, el soplado con tubo a escape libre suele funcionar colocando un tubo de gran diámetro en la instalación, aunque con problemas conocidos como:

  • Excesiva turbulencia que genera ruido perjudicial
  • Gran consumo energético; es decir, despilfarro de un costoso aire comprimido
  • Riesgo sanitario porque, por ejemplo, el aire comprimido puede penetrar en la circulación sanguínea del operario

 

La técnica de Silvent es la solución

Silvent, con su I+D, ha desarrollado la técnica Silvent patentada y actualmente reconocida mundialmente. El principio básico consiste en crear una corriente de aire uniforme, regular y recta –corriente de aire laminar– para sustituir a la corriente de aire turbulenta y ruidosa que producen los tubos a escape libre. Todas las boquillas de Silvent tienen la combinación óptima de elevada potencia de soplado, nivel sonoro bajo y consumo de energía bajo. Por regla general, sustituyendo las instalaciones de tubo a escape libre por boquillas de soplado de Silvent se consigue:

  • Reducir el nivel sonoro en un 50%
  • Reducir el consumo de aire en al menos un 30%
  • Cumplir con la normativa en materia de seguridad

Instrucciones de empleo

Leer más

Información básica

Leer más

FRIGUS

Leer más